El sol que ilumina mi amor

Amor mío,

Si hay algo de lo que he podido afirmar junto a ti, es que si luchas por lo que más quieres y amas en esta vida, seguramente lo lograrás conseguir. La clave está en no rendirse jamás hasta lograr el objetivo propuesto y eso es lo que me pasó contigo durante nuestros primeros encuentros.

Explicar cuáles fueron mis sentimientos en el primer momento en que te vi, es algo más que difícil de explicar por medio de unas palabras, o yo no sé cuál es la mejor combinación de letras para intentarlo. Fue algo único y creo yo que irrepetible, o por lo menos, eso es lo que quiero para mi vida. Si bien yo no buscaba nada, algo cambió al verte.

Mucho esfuerzo me ha costado intentar explicarme, cómo hacer para lograr tu atención, para que supieses que yo existía y que mi corazón latía a velocidades nunca antes vistas, cuando te encontrabas a menos de 100 metros de mí. Pero todo lo realizado más que mereció la pena, porque estar junto a ti, es algo único ya que tu amor hacia mí no tiene límites, donde todos los días me sorprendes con algo nuevo, que hacer sentirme más y más feliz.

Eres el sol que ilumina mi amor, o mi solcito, como suelo llamarte de forma cariñosa todas las veces que puedo cuando estamos juntos, y cuando solo te tengo en mi mente y me imagino cosas que me gustaría realizar contigo. Nada mejor existe que estar junto a ti, de recibir uno de tus largos abrazos con beso incluido.

Quiero vivir en este estado por el resto de mis días y renunciar a conocer a cualquier otra persona de este mundo, porque el sol que ilumina mi vida ya existe y eres tú.

Te amo con locura, tu “luna”.

Una Respuesta

  1. ivon

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *